Solidaridad Femenina

Ayer las mujeres del mundo incursionaron en el mundo del cine desde un nuevo ángulo: Kathryn Bigelow fue galardonada mejor directora de un filme.  En muchas ocasiones nos hemos sentido parte del mundo del cine desde otras perspectivas, sobre todo como personajes.  Los hombres han hecho películas sobre mujeres desde siempre,  lamentablemente algunas parecían más caricaturas que otra cosa.

En cualquier caso, quienes disfrutamos de una buena película —hecha por hombre o por mujer— y acostumbramos ver los Oscars anualmente sabemos que, aparte de roles de actuación, los premios se reparten en cierta medida conforme a las construcciones de género tradicionales.  Suelen haber muchas más nominaciones de mujeres a premios como mejor diseño de vestuario que a mejor director o directora.   Es por esta razón que aunque Bigelow trata de alejarse del “sello” de feminista, tenemos que apoderarnos de su momento y darnos cuenta lo a tono que está con el día internacional de las mujeres.

Hoy marchamos muchas mujeres y hombres.  Salimos de la estación de Sagrado Corazón hasta llegar al Departamento de Trabajo.  Gritamos consignas y bailamos al son de la batucada, siempre con el mismo propósito: llamar la atención.  Así es, no podemos negarlo.  Eso que muchas personas nos critican, lo que estaba pensando el gerente malhumorado del Santander de la Ponce de León: ahí está esa gente llamando la atención de nuevo, alborotando, peleando con el gobierno.  Es cierto, tiene toda la razón.

Bigelow sabrá muy poco de la mujer puertorriqueña jefa de familia, del discrimen que sufre o de las necesidades que padece, pero aún así soy solidaria con ella y hago de su triunfo mío, el de las mujeres.  Cierto es que queremos llamar la atención, por ejemplo, a que ayer galardonaron a la primera mujer como mejor directora cinematográfica.  Queremos que se sepa que todavía quedan muchas fronteras por conquistar, y no es sólo en el ámbito laboral.

Entonces aprovecho hoy para simplemente expresar que soy tan solidaria con Kathryn Bigelow como con la mujer puertorriqueña que se las ve negras a diario para echar adelante a su familia… también me siento solidaria con las mujeres haitianas, con sus sufrimientos y sus buenos deseos por superar esta catástrofe climática… con las feministas que declaran guerra a diario —y cumplen— como con las que no entienden la celebración de un 8 de marzo o las que se contentan con su realidad actual…  En fin, soy solidaria con todas las mujeres, las de Puerto Rico y las del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s